pintalabios ecológico

Diferencias entre pintalabios ecológico y convencional

La tendencia a sustituir la cosmética convencional por la ecológica afecta también a los pintalabios ecológicos. Lo que nos conviene saber es por qué son mejores estos cosméticos ecológicos y qué los diferencia de los normales.

Hay grandes diferencias entre los pintalabios ecológicos y los convencionales

Y todas ellas juegan a favor de los primeros.

Sin parabenos

La alarma sobre los parabenos saltó a la luz pública cuando se los relacionó con el cáncer de mama. Ene se momento hasta las grandes marcas los eliminaron de sus productos. Los pintalabios ecológicos no los incorporan en su lista de ingredientes.

Sin siliconas

Los pintalabios normales las llevan y consiguen así varios efectos, como la larga duración, el relleno de imperfecciones… Pero no dejan que las glándulas sebáceas de los labios hagan su trabajo de hidratación. Los pintalabios ecológicos no las llevan.

Sin derivados del petróleo

Los pintalabios con efecto hidratante de producción convencional llevan parafinas, vaselinas u otros derivados del petróleo… Los pintalabios ecológicos, no. Como las siliconas, estos productos sintéticos taponan las glándulas sebáceas de los labios son perjudiciales para la salud.

Sin perfumes ni colorantes sintéticos

Los componentes de los pintalabios son, todos ellos, de origen estrictamente natural, al contrario que en los convencionales.

Sin sufrimiento animal

Porque los pintalabios ecológicos, como el resto de la cosmética de este tipo, no solo tienen en cuenta la salud humana, sino el bienestar animal y el respeto al medio ambiente. Por eso estos productos no se testan en animales. Tampoco se emplean grasas u otras partes de los animales en su composición.

¿Es posible diferenciar a simple vista los pintalabios ecológicos reales de los falsos?

Por mucho que pueda sorprender, la ley permite llamar producto natural a todo aquel que contenga algún ingrediente natural. A pesar de que el resto puede tratarse de ingredientes sintéticos e incluso tóxicos. Para evitar caer en este tipo de trampas, lo mejor es fijarse en dos distintivos cuando vayas a comprar tu pintalabios ecológico:

  1. El INCI: es el equivalente en cosmética a la etiqueta que se encuentra en productos de alimentación. En el INCI deben aparecer todos los ingredientes del pintalabios.
  2. Sellos que certifiquen que el pintalabios es de verdad ecológico. Esto te evitará tener que ller un montón de terminología que quizá no entiendas. En Europa, los sellos que existen a este respecto son: BDIH, Natrue, Cosmebio y Ecocert. Si los encuentras en un producto cosmético, es que el mismo es de producción ecológica.

¿Existe alguna diferencia real en la eficacia de los pintalabios ecológicos frente a los convencionales?

La respuesta a esta pregunta es muy clara y concisa: No. La cosmética ecológica es igual de eficaz que la convencional. Para que lo compruebes, te recomendamos que pruebes alguno de nuestros pintalabios de producción ecológica. Escoge el color que más te guste y disfruta de tu belleza sin poner en peligro tu salud, ni la del planeta. En Branch&Root nos enorgullece trabajar desde el respeto y la calidad.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *